Una ballena beluga que había entrado en el río Sena falleció este miércoles durante las operaciones de rescate y traslado al mar, después de que los equipos veterinarios decidieran sacrificarla por el grave empeoramiento de su estado de salud.

El cetáceo había sido recuperado en una esclusa del departamento de Eure, en el norte de Francia, y las autoridades planeaban llevarla al mar.

Compartir

Por ALSACIAS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.